X

Se complica la situación judicial de candidato K acusado por fraude

El ex intendente de Brandsen, Gastón Arias, cada vez más comprometido en la causa donde se lo investiga por irregularidades en una obra. El fiscal Paolini le rechazó las solicitudes de dos pericias.
Por 20/09/2017 02:34 PM

Se complejiza el panorama judicial para el ex intendente de Brandsen y actual cabeza de lista de Unidad Ciudadana en ese distrito, Gastón Arias, en la causa que lo involucra por fraude contra la administración pública a partir de irregularidades en la construcción durante su gestión de seis cuadras de cordón cuneta, de las cuales, si bien el municipio pagó en su totalidad, sólo se realizaron dos.

Tal como lo había adelantado Letra P la semana pasada, se oficializó la decisión del fiscal que investiga el caso, Jorge Paolini, de rechazar las pericias contables y a la obra en sí, las cuales había requerido Arias en el escrito con el cual esquivó la declaración indagatoria.

En su resolución, el fiscal rechazó las dos solicitudes de pruebas periciales troncales del planteo de Arias fundamentando que está en “extremo acreditado” que se pagaron seis cuadras de cordón cuneta cuando se hicieron sólo dos, y que, hasta la fecha, esto no fue refutado por el ex intendente. Esta situación pone al actual candidato de UC a las puertas del juicio.
 

El episodio que compromete a Gastón Arias refiere a la adjudicación en julio de 2014 de una obra por seis cuadras de cordón cuneta por un total de $501.000,60. Se certificó y se pagó el 100% de la obra en agosto del mismo año pero sólo se realizaron dos cuadras (Castelli entre Magdalena de Fait y Hansen - Saavedra entre Magdalena de Fait y Hansen).


Cabe recordar que, tras aludir en el texto a aspectos que poco y nada tenían que ver con el hecho investigado, al tiempo que pateó las responsabilidades hacia sus subordinados, Arias solicitó una prueba pericial de la obra sobre aspectos como “el estado total de las refacciones al momento de la denuncia, el costo aproximado de producción, avances parciales, costo total de producción y verificación de materiales utilizados y adecuación normativa licitatoria”.

También, requirió una pericia contable sobre registros contables, pagos efectuados, valor contable de cada una de las refacciones, entre otras cuestiones. Voces calificadas de Tribunales consideraron que estas peticiones respondieron a una estrategia de la defensa del ex intendente tendiente a estirar el proceso.

No obstante, en la resolución de Paolini –a la cual tuvo acceso Letra P-, el fiscal no hizo lugar a estas dos solicitudes “por no resultar pertinente ni útil para la investigación”.

Con relación a la prueba pericial de obra requerida por Arias, el fiscal consideró: “Lo solicitado resulta inoficioso toda vez que no es materia de discusión en la presente el estado de los cordones cuneta efectivamente realizados, ni sus costos, ni los materiales utilizados. Por el contrario, lo que para el objeto procesal de la presente deviene relevante es tan sólo la cantidad de cuadras efectivamente realizadas y su discordancia con lo abonado -se licitó la realización de seis cuadras de cordón cuneta, naturalmente se ofertó por la totalidad de la obra, se abonó también la obra íntegra, y se construyeron tan sólo dos cuadras de las misma-; extremo acreditado y hasta el presente no controvertido”.

Con respecto a la prueba pericial contable también peticionada por el actual candidato de Unidad Ciudadana, Paolini objetó: “Es también ajeno al objeto de esta investigación”.

Así, el fiscal sólo hizo lugar a la tercera petición de Arias en la que requiere que se libre oficio al Tribunal de Cuentas a fin de que informe si realizó alguna observación respecto de la tramitación del expediente 4015-19200/16 –referido a los cordones cuneta- de la Municipalidad de Brandsen y a fin de que remitan las actas de las sesiones de aprobación de los ejercicios de los años en los que transcurrió su gestión (2011-2015). Aunque en esto también Paolini aclaró que el expediente en cuestión “no es uno de los extraviados, sino aquel por el que tramitó la reconstrucción de los mismos”.

Se complica la situación judicial de candidato K acusado por fraude

El ex intendente de Brandsen, Gastón Arias, cada vez más comprometido en la causa donde se lo investiga por irregularidades en una obra. El fiscal Paolini le rechazó las solicitudes de dos pericias.  

Se complejiza el panorama judicial para el ex intendente de Brandsen y actual cabeza de lista de Unidad Ciudadana en ese distrito, Gastón Arias, en la causa que lo involucra por fraude contra la administración pública a partir de irregularidades en la construcción durante su gestión de seis cuadras de cordón cuneta, de las cuales, si bien el municipio pagó en su totalidad, sólo se realizaron dos.

Tal como lo había adelantado Letra P la semana pasada, se oficializó la decisión del fiscal que investiga el caso, Jorge Paolini, de rechazar las pericias contables y a la obra en sí, las cuales había requerido Arias en el escrito con el cual esquivó la declaración indagatoria.

En su resolución, el fiscal rechazó las dos solicitudes de pruebas periciales troncales del planteo de Arias fundamentando que está en “extremo acreditado” que se pagaron seis cuadras de cordón cuneta cuando se hicieron sólo dos, y que, hasta la fecha, esto no fue refutado por el ex intendente. Esta situación pone al actual candidato de UC a las puertas del juicio.
 

El episodio que compromete a Gastón Arias refiere a la adjudicación en julio de 2014 de una obra por seis cuadras de cordón cuneta por un total de $501.000,60. Se certificó y se pagó el 100% de la obra en agosto del mismo año pero sólo se realizaron dos cuadras (Castelli entre Magdalena de Fait y Hansen - Saavedra entre Magdalena de Fait y Hansen).


Cabe recordar que, tras aludir en el texto a aspectos que poco y nada tenían que ver con el hecho investigado, al tiempo que pateó las responsabilidades hacia sus subordinados, Arias solicitó una prueba pericial de la obra sobre aspectos como “el estado total de las refacciones al momento de la denuncia, el costo aproximado de producción, avances parciales, costo total de producción y verificación de materiales utilizados y adecuación normativa licitatoria”.

También, requirió una pericia contable sobre registros contables, pagos efectuados, valor contable de cada una de las refacciones, entre otras cuestiones. Voces calificadas de Tribunales consideraron que estas peticiones respondieron a una estrategia de la defensa del ex intendente tendiente a estirar el proceso.

No obstante, en la resolución de Paolini –a la cual tuvo acceso Letra P-, el fiscal no hizo lugar a estas dos solicitudes “por no resultar pertinente ni útil para la investigación”.

Con relación a la prueba pericial de obra requerida por Arias, el fiscal consideró: “Lo solicitado resulta inoficioso toda vez que no es materia de discusión en la presente el estado de los cordones cuneta efectivamente realizados, ni sus costos, ni los materiales utilizados. Por el contrario, lo que para el objeto procesal de la presente deviene relevante es tan sólo la cantidad de cuadras efectivamente realizadas y su discordancia con lo abonado -se licitó la realización de seis cuadras de cordón cuneta, naturalmente se ofertó por la totalidad de la obra, se abonó también la obra íntegra, y se construyeron tan sólo dos cuadras de las misma-; extremo acreditado y hasta el presente no controvertido”.

Con respecto a la prueba pericial contable también peticionada por el actual candidato de Unidad Ciudadana, Paolini objetó: “Es también ajeno al objeto de esta investigación”.

Así, el fiscal sólo hizo lugar a la tercera petición de Arias en la que requiere que se libre oficio al Tribunal de Cuentas a fin de que informe si realizó alguna observación respecto de la tramitación del expediente 4015-19200/16 –referido a los cordones cuneta- de la Municipalidad de Brandsen y a fin de que remitan las actas de las sesiones de aprobación de los ejercicios de los años en los que transcurrió su gestión (2011-2015). Aunque en esto también Paolini aclaró que el expediente en cuestión “no es uno de los extraviados, sino aquel por el que tramitó la reconstrucción de los mismos”.