X
Invitada al foro de jefes comunales, en San Isidro, la gobernadora les recordó la asistencia de la Nación y la Provincia. Les pidió intensificar los timbreos y trabajar más fuerte la campaña.
Redacción 15/09/2017 01:07 PM

“El cambio depende de lo cada uno de ustedes, sus concejales, sus candidatos puedan hacer, porque cada uno de ustedes ha recibido un apoyo incondicional del gobierno nacional y provincial; cada uno de ustedes sabe que hemos estado allí, no solo para apagar incendios, sino para ayudarlos, para que crezcan, para que puedan hacer cosas”, les dijo la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, a los más de 60 intendentes oficialistas que se reunieron este viernes en uno de los salones principales del Hipódromo de San Isidro.

En la primera reunión del foro de intendentes de Cambiemos realizada tras las PASO, la mandataria realizó una fuerte arenga electoral y les metió presión para que activen y sostengan la campaña territorial.

“El gobierno provincial solo no puede, el Presidente (Mauricio Macri) solo no puede y cada uno de ustedes solos tampoco”, afirmó Vidal.

“Tienen equipos de campaña provincial y nacional que están para ayudar, para acompañar, conformados por profesionales que saben lo que tienen que hacer, consolidados, porque Cambiemos tiene el mejor equipo de campaña de la Argentina”, remarcó la mandataria.

Escoltada por los intendentes Pro, Jorge Macri (Vicente López), Néstor Grindetti (Lanús) y Gustavo Posse (San Isidro), la gobernadora alentó un mayor timbreo territorial.

 

 

“El principal desafío de acá al 22 de octubre es que no quede un solo bonaerense sin que lo vayamos a ver, que no quede un solo vecino que diga a mí no me tocaron el timbre”, remarcó.

“Si hacemos eso y lo hacemos bien vamos a ganar esta elección y por mucho más que 20 mil votos; depende de nosotros y yo cuento con ustedes”, les dijo a los jefes comunales.

Posicionada en su rol de jefa política, Vidal presionó: “Les pido que en la próxima elección podamos volver a reunirnos en este foro y todos me puedan decir 'ganamos y crecimos'”.

“Si logramos eso y nos volvemos a encontrar después de octubre, vamos a festejar por la victoria y vamos a festejar por haber hecho la tarea que correspondía”, dijo, en modo contención.

“No aflojen, éste es el momento”, enfatizó la gobernadora.

 

 

Durante parte de su extenso discurso, la mandataria también se refirió a la obra pública y a la posición de la Provincia en el contexto mundial.

“El mundo le creyó a nuestro presidente y nos cree a nosotros, y nos dio los fondos que les permitió a cada uno de ustedes hacer obras, llevar adelante mejoras en seguridad y poner de pie a cada municipio, que en muchos casos habían recibido quebrado”, aseguró.

“Hay un mundo afuera con el que tenemos que trabajar; no podemos vivir de los nuestro porque no va a alcanzar, porque no está alcanzando, porque tenemos un tercio de argentinos bajo la pobreza que nos necesitan”, dijo Vidal.

“Y eso es lo que se juega en esta elección: nuestra credibilidad frente al resto del mundo”, remarcó.

“Y lo que se pone en juego es no solo el cambio que el gobierno está haciendo y se ve, como los programas que les llegan a ustedes, el Estado en tu barrio, el SAME, Acercarte, las obras, sino lo que no se ve”, dijo Vidal y dio como ejemplo la reciente incorporación de cámaras en las cárceles para un mayor control y la obligatoriedad de que todos los funcionarios y la policía presenten su declaración jurada.

“Tenemos nuestro primer policía condenado por enriquecimiento ilícito y es el resultado de muchos días de trabajo silencioso, que no se ve”, aseguró en relación al fallo conocido hace pocos días, donde se condenó a un uniformado de alto rango porque había falseado su declaración de bienes.

Ahora es La Jefa: Vidal les exigió a los intendentes que ganen en octubre

Invitada al foro de jefes comunales, en San Isidro, la gobernadora les recordó la asistencia de la Nación y la Provincia. Les pidió intensificar los timbreos y trabajar más fuerte la campaña.

“El cambio depende de lo cada uno de ustedes, sus concejales, sus candidatos puedan hacer, porque cada uno de ustedes ha recibido un apoyo incondicional del gobierno nacional y provincial; cada uno de ustedes sabe que hemos estado allí, no solo para apagar incendios, sino para ayudarlos, para que crezcan, para que puedan hacer cosas”, les dijo la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, a los más de 60 intendentes oficialistas que se reunieron este viernes en uno de los salones principales del Hipódromo de San Isidro.

En la primera reunión del foro de intendentes de Cambiemos realizada tras las PASO, la mandataria realizó una fuerte arenga electoral y les metió presión para que activen y sostengan la campaña territorial.

“El gobierno provincial solo no puede, el Presidente (Mauricio Macri) solo no puede y cada uno de ustedes solos tampoco”, afirmó Vidal.

“Tienen equipos de campaña provincial y nacional que están para ayudar, para acompañar, conformados por profesionales que saben lo que tienen que hacer, consolidados, porque Cambiemos tiene el mejor equipo de campaña de la Argentina”, remarcó la mandataria.

Escoltada por los intendentes Pro, Jorge Macri (Vicente López), Néstor Grindetti (Lanús) y Gustavo Posse (San Isidro), la gobernadora alentó un mayor timbreo territorial.

 

 

“El principal desafío de acá al 22 de octubre es que no quede un solo bonaerense sin que lo vayamos a ver, que no quede un solo vecino que diga a mí no me tocaron el timbre”, remarcó.

“Si hacemos eso y lo hacemos bien vamos a ganar esta elección y por mucho más que 20 mil votos; depende de nosotros y yo cuento con ustedes”, les dijo a los jefes comunales.

Posicionada en su rol de jefa política, Vidal presionó: “Les pido que en la próxima elección podamos volver a reunirnos en este foro y todos me puedan decir 'ganamos y crecimos'”.

“Si logramos eso y nos volvemos a encontrar después de octubre, vamos a festejar por la victoria y vamos a festejar por haber hecho la tarea que correspondía”, dijo, en modo contención.

“No aflojen, éste es el momento”, enfatizó la gobernadora.

 

 

Durante parte de su extenso discurso, la mandataria también se refirió a la obra pública y a la posición de la Provincia en el contexto mundial.

“El mundo le creyó a nuestro presidente y nos cree a nosotros, y nos dio los fondos que les permitió a cada uno de ustedes hacer obras, llevar adelante mejoras en seguridad y poner de pie a cada municipio, que en muchos casos habían recibido quebrado”, aseguró.

“Hay un mundo afuera con el que tenemos que trabajar; no podemos vivir de los nuestro porque no va a alcanzar, porque no está alcanzando, porque tenemos un tercio de argentinos bajo la pobreza que nos necesitan”, dijo Vidal.

“Y eso es lo que se juega en esta elección: nuestra credibilidad frente al resto del mundo”, remarcó.

“Y lo que se pone en juego es no solo el cambio que el gobierno está haciendo y se ve, como los programas que les llegan a ustedes, el Estado en tu barrio, el SAME, Acercarte, las obras, sino lo que no se ve”, dijo Vidal y dio como ejemplo la reciente incorporación de cámaras en las cárceles para un mayor control y la obligatoriedad de que todos los funcionarios y la policía presenten su declaración jurada.

“Tenemos nuestro primer policía condenado por enriquecimiento ilícito y es el resultado de muchos días de trabajo silencioso, que no se ve”, aseguró en relación al fallo conocido hace pocos días, donde se condenó a un uniformado de alto rango porque había falseado su declaración de bienes.