X
Según el ente estadístico oficial Bebidas y Alimentos subieron 2,1%. También impactó medicina prepaga y combustibles. En la Ciudad, los precios aumentaron 1,6%.
Redacción 12/09/2017 04:48 PM

El Índice de Precios al Consumidor a nivel nacional subió 1,4% en agosto, impulsado por el alza del rubro alimentos y bebidas, informó hoy el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec). Con este incremento, en los doce últimos meses la inflación acumuló un incremento de 23,1%, mientras que entre enero y agosto la suba fue de 15,4%.

En agosto, los mayores aumentos a nivel regional se dieron en las provincias patagónicas, con un alza de 1,7% a nivel general, y en el Área Metropolitana de la Ciudad de Buenos Aires, con un incremento de 1,5%. La oficina de Estadística porteña informó que dentro del ámbito porteño el IPC de agosto fue de 1,6%.

 

Por rubros, alimentos y bebidas concentró en agosto un alza del 2,1 por ciento; el 2,2% el ítem vivienda, electricidad y combustibles; 2,5% el sector salud, y 2 por ciento en educación. La suba del nivel general no fue mayor en agosto debido a una baja del 0,6% en el rubro indumentaria y calzado, por el inicio de las ofertas de fin de temporada.

QUÉ PASÓ EN LA CIUDAD. El índice de Precios al Consumidor en la Ciudad de Buenos Aires registró en agosto un incremento de 1,6% y acumuló un alza de 16,9% en lo que va del año, informó hoy la oficina de Estadísticas del Gobierno porteño. Con esta suba, en los últimos doce meses la inflación minorista fue del 25,9% en el distrito porteño.

Las mayores subas se anotaron en los rubros salud, con un avance de 3,1% por el alza de la medicina prepaga; alimentos y bebidas, que creció 2,3%; seguidos de vivienda, agua y electricidad, con 2,4%, y Educación, con 2,1%. La aceleración de la trayectoria interanual del índice porteño respondió principalmente a la dinámica de la división vivienda, agua, electricidad y otros combustibles, que aumentó su ritmo de suba hasta 48% respecto a igual mes del año pasado.

 

En este comportamiento incidió sobre todo la baja base de comparación de agosto de 2016, cuando se registró la retracción en la tarifa residencial de gas, a raíz del fallo judicial que implicó volver a los cuadros tarifarios previos al aumento que había sido dispuesto a partir de abril de 2016. El rubro alimentos y bebidas no alcohólicas subió 2,3% e incidió 0,37 puntos porcentuales, con alzas del 8,7% en verduras, tubérculos y legumbres. Le siguieron en importancia, carnes y derivados con el 1,4%; aguas minerales, bebidas gaseosas y jugos, 2,8%, y pan y cereales, con 1,4%.

Con una fuerte alza en alimentos, la inflación de agosto fue de 1,4%

Según el ente estadístico oficial Bebidas y Alimentos subieron 2,1%. También impactó medicina prepaga y combustibles. En la Ciudad, los precios aumentaron 1,6%.

 

El Índice de Precios al Consumidor a nivel nacional subió 1,4% en agosto, impulsado por el alza del rubro alimentos y bebidas, informó hoy el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec). Con este incremento, en los doce últimos meses la inflación acumuló un incremento de 23,1%, mientras que entre enero y agosto la suba fue de 15,4%.

En agosto, los mayores aumentos a nivel regional se dieron en las provincias patagónicas, con un alza de 1,7% a nivel general, y en el Área Metropolitana de la Ciudad de Buenos Aires, con un incremento de 1,5%. La oficina de Estadística porteña informó que dentro del ámbito porteño el IPC de agosto fue de 1,6%.

 

Por rubros, alimentos y bebidas concentró en agosto un alza del 2,1 por ciento; el 2,2% el ítem vivienda, electricidad y combustibles; 2,5% el sector salud, y 2 por ciento en educación. La suba del nivel general no fue mayor en agosto debido a una baja del 0,6% en el rubro indumentaria y calzado, por el inicio de las ofertas de fin de temporada.

QUÉ PASÓ EN LA CIUDAD. El índice de Precios al Consumidor en la Ciudad de Buenos Aires registró en agosto un incremento de 1,6% y acumuló un alza de 16,9% en lo que va del año, informó hoy la oficina de Estadísticas del Gobierno porteño. Con esta suba, en los últimos doce meses la inflación minorista fue del 25,9% en el distrito porteño.

Las mayores subas se anotaron en los rubros salud, con un avance de 3,1% por el alza de la medicina prepaga; alimentos y bebidas, que creció 2,3%; seguidos de vivienda, agua y electricidad, con 2,4%, y Educación, con 2,1%. La aceleración de la trayectoria interanual del índice porteño respondió principalmente a la dinámica de la división vivienda, agua, electricidad y otros combustibles, que aumentó su ritmo de suba hasta 48% respecto a igual mes del año pasado.

 

En este comportamiento incidió sobre todo la baja base de comparación de agosto de 2016, cuando se registró la retracción en la tarifa residencial de gas, a raíz del fallo judicial que implicó volver a los cuadros tarifarios previos al aumento que había sido dispuesto a partir de abril de 2016. El rubro alimentos y bebidas no alcohólicas subió 2,3% e incidió 0,37 puntos porcentuales, con alzas del 8,7% en verduras, tubérculos y legumbres. Le siguieron en importancia, carnes y derivados con el 1,4%; aguas minerales, bebidas gaseosas y jugos, 2,8%, y pan y cereales, con 1,4%.