X
La líder de la Coalición Cívica los acusó de descalificarla, pese a ser una “aliada leal” a Macri. Los ministros esquivaron la confrontación. “La respeto muchísimo”, dijo el titular de Seguridad.
Redacción 19/04/2017 08:00 PM

Ni el ministro de Seguridad bonaerense Cristian Ritondo, ni su par de Justicia, Gustavo Ferrari, recogieron el guante a las acusaciones que este miércoles realizó contra ellos, la diputada nacional y una de las fundadoras de Cambiemos, Elisa Carrió. La dirigente se corrió de la pelea electoral por el oficialismo para el territorio bonaerense y luego de ello apuntó contra Durán Barba y los ministros, que eligieron no responder. 

“Yo la respeto muchísimo a Lilita y a parte porque creo que básicamente para nosotros, es una figura clave y creo básicamente que es una figura clave contra  la lucha de las mafias. A veces puede tener información que no es la correcta pero yo la respeto mucho”, soltó Ritondo. 

Ferrari participó este miércoles en una jornada contra la violencia de género en la Cámara de Diputados. Consultado por este medio prefirió no responder. 

No es nuevo el embate de Carrió contra Ferrari. Cuando el entonces  Asesor General de Gobierno bonaerense desembarcó en Justicia ante la renuncia de Carlos Mahiques, la líder de la Coalición Cívica bramó. Ferrari mantiene relación estrecha con el presidente de Boca, vicepresidente del colegio de abogados de la ciudad de Buenos Aires y flamante vicepresidente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA),  Daniel Angelici, enemigo de Carrió. 

A Ritondo le endilga que mantiene en su cargo al jefe de la policía bonaerense, Pablo Bressi. Carrió había desatado una fuerte denuncia mediática contra el Comisario General. Puntualmente lo acusó de encubrir una banda de narcotraficante que operaba en San Martín liderada por “Mameluco” Villalba

El domingo último, Lilita, asumió que no será candidata a senadora nacional por la provincia de Buenos Aires. Lo hizo en el programa de Mirtha Legrand y agregó que es “por decisión de María Eugenia (Vidal) y (Jaime) Durán Barba”. De Vidal sin embargo no tuvo más que elogios sobre su función. 

Cuando a Carrió le preguntaron quiénes eran los que la dañaba y atacaban apuntó a “algunos grupos de la provincia de Buenos Aires que no son María Eugenia (Vidal). Básicamente la línea de Ferari y Ritondo, esa gente de la que no tengo nada ver con ellos. Las distancias son absolutas”. Ni Ritondo ni Ferrari se hicieron eco de las acusaciones de Carrió. 

 

Ritondo y Ferrari tragan saliva y evitan pelear con Carrió

La líder de la Coalición Cívica los acusó de descalificarla, pese a ser una “aliada leal” a Macri. Los ministros esquivaron la confrontación. “La respeto muchísimo”, dijo el titular de Seguridad. 

Ni el ministro de Seguridad bonaerense Cristian Ritondo, ni su par de Justicia, Gustavo Ferrari, recogieron el guante a las acusaciones que este miércoles realizó contra ellos, la diputada nacional y una de las fundadoras de Cambiemos, Elisa Carrió. La dirigente se corrió de la pelea electoral por el oficialismo para el territorio bonaerense y luego de ello apuntó contra Durán Barba y los ministros, que eligieron no responder. 

“Yo la respeto muchísimo a Lilita y a parte porque creo que básicamente para nosotros, es una figura clave y creo básicamente que es una figura clave contra  la lucha de las mafias. A veces puede tener información que no es la correcta pero yo la respeto mucho”, soltó Ritondo. 

Ferrari participó este miércoles en una jornada contra la violencia de género en la Cámara de Diputados. Consultado por este medio prefirió no responder. 

No es nuevo el embate de Carrió contra Ferrari. Cuando el entonces  Asesor General de Gobierno bonaerense desembarcó en Justicia ante la renuncia de Carlos Mahiques, la líder de la Coalición Cívica bramó. Ferrari mantiene relación estrecha con el presidente de Boca, vicepresidente del colegio de abogados de la ciudad de Buenos Aires y flamante vicepresidente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA),  Daniel Angelici, enemigo de Carrió. 

A Ritondo le endilga que mantiene en su cargo al jefe de la policía bonaerense, Pablo Bressi. Carrió había desatado una fuerte denuncia mediática contra el Comisario General. Puntualmente lo acusó de encubrir una banda de narcotraficante que operaba en San Martín liderada por “Mameluco” Villalba

El domingo último, Lilita, asumió que no será candidata a senadora nacional por la provincia de Buenos Aires. Lo hizo en el programa de Mirtha Legrand y agregó que es “por decisión de María Eugenia (Vidal) y (Jaime) Durán Barba”. De Vidal sin embargo no tuvo más que elogios sobre su función. 

Cuando a Carrió le preguntaron quiénes eran los que la dañaba y atacaban apuntó a “algunos grupos de la provincia de Buenos Aires que no son María Eugenia (Vidal). Básicamente la línea de Ferari y Ritondo, esa gente de la que no tengo nada ver con ellos. Las distancias son absolutas”. Ni Ritondo ni Ferrari se hicieron eco de las acusaciones de Carrió.