X
  • Descartada Carrió, Macri saca un Plan B de pura cepa PRO para la Provincia

  • Descartada Carrió, Macri saca un Plan B de pura cepa PRO para la Provincia

Una mesa electoral que encabezan los ministros Peña y Frigerio baraja las candidaturas de Esteban Bullrich, Gladys González y Facundo Manes. Fue anticipo de Letra P en noviembre pasado.
Redacción 19/04/2017 03:25 PM

El renunciamiento televisivo que hizo la jefa de la Coalición Cívica, Elisa Carrió,a una posible candidatura en la provincia de Buenos Aires no generó sorpresas alrededor del presidente Mauricio Macri. En la Casa Rosada sostienen que la predisposición de Lilita cambió cuando la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, y el propio mandatario resignaron cualquier posible candidatura provincial del intentente de Vicente López, Jorge Macri, para octubre próximo. “Sin el primo Jorge en el camino, el guiño de Carrió para jugar en Capital ya estaba garantizado”, arriesga un vocero con despacho en el primer piso de Balcarce 50 para reconocer que el jefe comunal del clan Macri es un límite para Lilita, y así se lo hizo saber a la mesa chica de Cambiemos. Tras cargarse al primo presidencial, ahora Carrió apunta al ministro de Seguridad provincial, Cristian Ritondo, y a su par de Justicia, Gustavo Ferrari.

Sin Carrió en las listas provinciales de Cambiemos, la mesa de coordinación electoral del PRO ya tiene un borrador sobre los primeros postulantes que jugarán en la tierra que gobierna Vidal para revalidar los títulos en las elecciones legislativas de este año. Tal como anticipó Letra P en noviembre del año pasado, en la cabeza de la lista en la boleta para senadores nacionales por la Provincia aparece el actual ministro de Educación de la Nación, Esteban Bullrich, quien dejaría el cargo para transformarse en una de las caras visibles del marketing que estará encabezado por Vidal y Macri, los dos mascarones de proa que definió el Gobierno para encabezar la campaña proselitista.

Bullrich estará acompañado por Gladys González, ex interventora del Sindicato de Obreros Marítimos Unidos y actual titular de la Autoridad de la Cuenca Matanza - Riachuelo, (ACUMAR), que funciona bajo la órbita del ministerio de Medio Ambiente. "Con esas dos figuras en primer lugar, pensamos impulsar sorpresas en las listas, que se intercalarán con algunos números puestos como (el neurólogo Facundo) Manes", explicó a Letra P una fuente del ministerio del Interior. 

El poroteo de nombres es analizado en la mesa de coordinación electoral del PRO dentro de la Casa Rosada, que cuenta con miembros de las distintas vertientes internas del Gabinete y del partido amarillo. La encabeza el jefe de Gabinete Marcos Peña, que puso a uno de sus hombres de mayor confianza, como el legislador y titular del PRO Francisco Quintana. Junto a ellos está el ministro del Interior Rogelio Frigerio, su vice ministro Federico García de Luca, el titular de la Cámara de Diputados de la Nación  Emilio Monzó y el jefe del partido a nivel nacional Humberto Schiavoni

El elenco encierra una geografía especial: pone al ministerio político bajo la jefatura de Peña y confirma la presencia de Monzó, que el año pasado había dicho que su rol era secundario y pasivo en materia electoral. Al parecer, la importancia del resultado de los próximos comicios, forzó el armado de un equipo que ahora lo incluye, pero también bajo la égida del ministro coordinador. 
 

Descartada Carrió, Macri saca un Plan B de pura cepa PRO para la Provincia

Una mesa electoral que encabezan los ministros Peña y Frigerio baraja las candidaturas de Esteban Bullrich, Gladys González y Facundo Manes. Fue anticipo de Letra P en noviembre pasado.

El renunciamiento televisivo que hizo la jefa de la Coalición Cívica, Elisa Carrió,a una posible candidatura en la provincia de Buenos Aires no generó sorpresas alrededor del presidente Mauricio Macri. En la Casa Rosada sostienen que la predisposición de Lilita cambió cuando la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, y el propio mandatario resignaron cualquier posible candidatura provincial del intentente de Vicente López, Jorge Macri, para octubre próximo. “Sin el primo Jorge en el camino, el guiño de Carrió para jugar en Capital ya estaba garantizado”, arriesga un vocero con despacho en el primer piso de Balcarce 50 para reconocer que el jefe comunal del clan Macri es un límite para Lilita, y así se lo hizo saber a la mesa chica de Cambiemos. Tras cargarse al primo presidencial, ahora Carrió apunta al ministro de Seguridad provincial, Cristian Ritondo, y a su par de Justicia, Gustavo Ferrari.

Sin Carrió en las listas provinciales de Cambiemos, la mesa de coordinación electoral del PRO ya tiene un borrador sobre los primeros postulantes que jugarán en la tierra que gobierna Vidal para revalidar los títulos en las elecciones legislativas de este año. Tal como anticipó Letra P en noviembre del año pasado, en la cabeza de la lista en la boleta para senadores nacionales por la Provincia aparece el actual ministro de Educación de la Nación, Esteban Bullrich, quien dejaría el cargo para transformarse en una de las caras visibles del marketing que estará encabezado por Vidal y Macri, los dos mascarones de proa que definió el Gobierno para encabezar la campaña proselitista.

Bullrich estará acompañado por Gladys González, ex interventora del Sindicato de Obreros Marítimos Unidos y actual titular de la Autoridad de la Cuenca Matanza - Riachuelo, (ACUMAR), que funciona bajo la órbita del ministerio de Medio Ambiente. "Con esas dos figuras en primer lugar, pensamos impulsar sorpresas en las listas, que se intercalarán con algunos números puestos como (el neurólogo Facundo) Manes", explicó a Letra P una fuente del ministerio del Interior. 

El poroteo de nombres es analizado en la mesa de coordinación electoral del PRO dentro de la Casa Rosada, que cuenta con miembros de las distintas vertientes internas del Gabinete y del partido amarillo. La encabeza el jefe de Gabinete Marcos Peña, que puso a uno de sus hombres de mayor confianza, como el legislador y titular del PRO Francisco Quintana. Junto a ellos está el ministro del Interior Rogelio Frigerio, su vice ministro Federico García de Luca, el titular de la Cámara de Diputados de la Nación  Emilio Monzó y el jefe del partido a nivel nacional Humberto Schiavoni

El elenco encierra una geografía especial: pone al ministerio político bajo la jefatura de Peña y confirma la presencia de Monzó, que el año pasado había dicho que su rol era secundario y pasivo en materia electoral. Al parecer, la importancia del resultado de los próximos comicios, forzó el armado de un equipo que ahora lo incluye, pero también bajo la égida del ministro coordinador.