X
Según reveló el diario La Nación, Gustavo Arribas fue beneficiado por un cambista brasileño un día después de que se reactivara el contrato para el soterramiento del tren Sarmiento.
Por 11/01/2017 11:00 AM

Una impactante revelación vuelve a colocar bajo la lupa al director de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas, quien recibió casi 600 mil dólares por parte de un operador financiero y cambiario de la firma brasileña Odebrecht, que se encuentra preso en ese país por su rol en la investigación Lava Jato.

Según dio a conocer este miércoles el diario La Nación, esa millonaria transferencia fue efectuada en cinco pagos que comenzaron un día después de que, en septiembre de 2013, se reactivara el contrato para el soterramiento del tren Sarmiento, donde Obedrecht es una de las empresas adjudicatarias.

Quien pagó a Arribas fue Leonardo Meirelles, un operador que se acogió al régimen de la “delación premiada” y aportó documentación sobre miles de transferencias que hizo para Odebrecht y otras empresas brasileñas.

En total, precisó el medio citado, fueron 594.518 dólares transferidos mediante cinco giros “a una cuenta en Suiza de Arribas entre el 25 y 27 de septiembre de 2013, desde una cuenta bancaria en Hong Kong que el operador brasileño controlaba a través de la empresa RFY Import & Export Limited, que la Justicia de su país ya calificó como ‘empresa de fachada’, destinada al pago de coimas, lavado de activos y evasión”.

Con un historial cargado de denuncias, Arribas había sido cuestionado con dureza en el Senado, que a mediados del año pasado aprobó su pliego como nuevo jefe de la AFI, al igual que el de su segunda, la exdiputada nacional Silvia Majdalani.

La designación de Arribas había sido impugnada en la Comisión de Acuerdos de la Cámara alta, donde distintas organizaciones advirtieron sobre la falta de idoneidad y operaciones sospechosas por parte del elegido, quien mantiene un vínculo personal con el presidente Mauricio Macri.  

 

 

El jefe de la AFI recibió US$600 mil de un operador de Odebrecht preso por el Lava Jato

Según reveló el diario La Nación, Gustavo Arribas fue beneficiado por un cambista brasileño un día después de que se reactivara el contrato para el soterramiento del tren Sarmiento.

Una impactante revelación vuelve a colocar bajo la lupa al director de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas, quien recibió casi 600 mil dólares por parte de un operador financiero y cambiario de la firma brasileña Odebrecht, que se encuentra preso en ese país por su rol en la investigación Lava Jato.

Según dio a conocer este miércoles el diario La Nación, esa millonaria transferencia fue efectuada en cinco pagos que comenzaron un día después de que, en septiembre de 2013, se reactivara el contrato para el soterramiento del tren Sarmiento, donde Obedrecht es una de las empresas adjudicatarias.

Quien pagó a Arribas fue Leonardo Meirelles, un operador que se acogió al régimen de la “delación premiada” y aportó documentación sobre miles de transferencias que hizo para Odebrecht y otras empresas brasileñas.

En total, precisó el medio citado, fueron 594.518 dólares transferidos mediante cinco giros “a una cuenta en Suiza de Arribas entre el 25 y 27 de septiembre de 2013, desde una cuenta bancaria en Hong Kong que el operador brasileño controlaba a través de la empresa RFY Import & Export Limited, que la Justicia de su país ya calificó como ‘empresa de fachada’, destinada al pago de coimas, lavado de activos y evasión”.

Con un historial cargado de denuncias, Arribas había sido cuestionado con dureza en el Senado, que a mediados del año pasado aprobó su pliego como nuevo jefe de la AFI, al igual que el de su segunda, la exdiputada nacional Silvia Majdalani.

La designación de Arribas había sido impugnada en la Comisión de Acuerdos de la Cámara alta, donde distintas organizaciones advirtieron sobre la falta de idoneidad y operaciones sospechosas por parte del elegido, quien mantiene un vínculo personal con el presidente Mauricio Macri.