X
SECCIONES
30.11.2016

Prat Gay y Abad vapulearon la propuesta de Massa sobre Ganancias

Se presentaron ante la Comisión de Presupuesto para defender el proyecto oficial. Advirtieron que el costo fiscal de la iniciativa del FR es de alrededor de $30.000 M más. 

Con duras críticas a la propuesta de Sergio Massa, el ministro de Hacienda, Alfonso Prat Gay, y el titular de la AFIP, Alberto Abad, se presentaron ante la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados para poner en marcha el debate por la modificación del impuesto a las Ganancias, en medio de una negociación que no será fácil para el oficialismo.

Los funcionarios defendieron la iniciativa oficial y a lo largo de toda la jornada buscaron hacer un contraste con el proyecto del líder del Frente Renovador, al asegurar que tiene un costo fiscal de unos 30.000 millones de pesos más que el Gobierno no está dispuesto a afrontar. Prat Gay se fue sin responder preguntas de la oposición y la discusión se reanudará el jueves.

El ministro de Hacienda señaló que –dado que Ganancias es un impuesto coparticipable-, se acordó con las provincias que el monto afectado sea de alrededor de 30.000 millones de pesos, de los cuales 27.000 están ya contemplados en el Presupuesto 2017. “Es el mayor esfuerzo que podemos hacer”, dijo Prat Gay.

En ese sentido, Abad advirtió sobre la sobreestimación hecha por el massismo: puntualizó que, mientras que el bloque renovador prevé recaudar 37.900 millones de pesos más al gravar ciertas actividades –como el juego, la minería y las ganancias por dólar futuro-, en realidad se recaudarían por esos conceptos 16.530 millones de pesos.

El proyecto del Poder Ejecutivo subo un 15% el mínimo no imponible y actualiza las escalas y alícuotas del tributo, que según Prat Gay hoy alcanza 1.200.000 personas, es decir, “el 8% de los empleados en relación de dependencia”.

“A todos nos gustaría bajar impuestos, pero sepamos que la consecuencia es bajar recursos para las políticas sociales”, avisó el ex diputado nacional, al advertir que “detrás de cada rebaja impositiva esta la baja de recursos con la que el Estado pretende llegar a los que más lo necesitan”.

Los funcionarios no respondieron si están dispuestos a gravar el juego, la renta financiera y dar marcha atrás con la exención de retenciones a la minería. Fue lo que preguntó el economista del FR Marco Lavagna, uno de los protagonistas de las negociaciones que atraviesan por estas horas los pasillos de Diputados.

Según el cronograma inicial pactado entre oficialismo y oposición, este jueves se firmará dictamen en la comisión que preside Luciano Laspina (PRO) para debatirlo en el recinto el martes próximo y así dar paso al Senado.

 

Letra P no se responsabiliza por los comentarios vertidos por sus lectores. Y se reserva el derecho de bloquear y o eliminar aquellos que contengan mensajes con contenido xenófobo, racista, y o discriminatorios.

Prat Gay y Abad vapulearon la propuesta de Massa sobre Ganancias

Se presentaron ante la Comisión de Presupuesto para defender el proyecto oficial. Advirtieron que el costo fiscal de la iniciativa del FR es de alrededor de $30.000 M más. 

Con duras críticas a la propuesta de Sergio Massa, el ministro de Hacienda, Alfonso Prat Gay, y el titular de la AFIP, Alberto Abad, se presentaron ante la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados para poner en marcha el debate por la modificación del impuesto a las Ganancias, en medio de una negociación que no será fácil para el oficialismo.

Los funcionarios defendieron la iniciativa oficial y a lo largo de toda la jornada buscaron hacer un contraste con el proyecto del líder del Frente Renovador, al asegurar que tiene un costo fiscal de unos 30.000 millones de pesos más que el Gobierno no está dispuesto a afrontar. Prat Gay se fue sin responder preguntas de la oposición y la discusión se reanudará el jueves.

El ministro de Hacienda señaló que –dado que Ganancias es un impuesto coparticipable-, se acordó con las provincias que el monto afectado sea de alrededor de 30.000 millones de pesos, de los cuales 27.000 están ya contemplados en el Presupuesto 2017. “Es el mayor esfuerzo que podemos hacer”, dijo Prat Gay.

En ese sentido, Abad advirtió sobre la sobreestimación hecha por el massismo: puntualizó que, mientras que el bloque renovador prevé recaudar 37.900 millones de pesos más al gravar ciertas actividades –como el juego, la minería y las ganancias por dólar futuro-, en realidad se recaudarían por esos conceptos 16.530 millones de pesos.

El proyecto del Poder Ejecutivo subo un 15% el mínimo no imponible y actualiza las escalas y alícuotas del tributo, que según Prat Gay hoy alcanza 1.200.000 personas, es decir, “el 8% de los empleados en relación de dependencia”.

“A todos nos gustaría bajar impuestos, pero sepamos que la consecuencia es bajar recursos para las políticas sociales”, avisó el ex diputado nacional, al advertir que “detrás de cada rebaja impositiva esta la baja de recursos con la que el Estado pretende llegar a los que más lo necesitan”.

Los funcionarios no respondieron si están dispuestos a gravar el juego, la renta financiera y dar marcha atrás con la exención de retenciones a la minería. Fue lo que preguntó el economista del FR Marco Lavagna, uno de los protagonistas de las negociaciones que atraviesan por estas horas los pasillos de Diputados.

Según el cronograma inicial pactado entre oficialismo y oposición, este jueves se firmará dictamen en la comisión que preside Luciano Laspina (PRO) para debatirlo en el recinto el martes próximo y así dar paso al Senado.